domingo, 1 de agosto de 2010

Prerrafelitas

Siempre me ha fascinado la simbología de los "Prerrafaelitas", el grupo artístico-teósofico que fundaran Dante Gabriel Rosetti y William Holman Hunt en septiembre de 1848 y que, simplificadamente, comportaba una vuelta a la naturaleza y a los temas medievales y los asuntos místicos o gnósticos.

De entre todos prefiero a Burne Jones y a Millais, aunque quizá el mejor fuera Dante G.Rosetti y me parece que Hunt es el que peor ha envejecido.

Como pintura no vale mucho, pero resuelta inquietante. Y la factura técnica es preciosa, con cada superficie de cuadro cubierta de jugosas eflorescencias verdes.

Si hubiera que trazar un paralelismo literario habría que pensar, por ejemplo, en Marcel Schwob y en "La Cruzada de los Niños", aunque naciera unas décadas más tarde porque estos pintores preludiaron el simbolismo.

En español quizá Bécquer, sobre todo en las "Leyendas", porque en las "Rimas" ya es plenamente simbolista.

Esta afición anglosajona por el enigma apareció, también unas décadas después, en la música de Elgar, Holst o Vaughan Williams.

Y ahora me hacen ustedes el favor de hacer click aquí y leer este cuento de miedo tan bonito y tan prerrafelita.

Actualización de EL LECTOR DE ALMANAQUES.


7 comentarios:

José Miguel Domínguez Leal dijo...

Ciertamente es muy bonito y evocador.
Saludos.

José María JURADO dijo...

Muchas gracias, José Miguel, bienvenido.

Olga B. dijo...

Oh. En este curioso diálogo entre lecturas que es a veces un blog, uno se encuentra a veces flotando cadáveres conocidos (y exquisitos;-).
A mí también me fascina ese misticismo preciosista y un poco infantil de los prerrafaelitas. Mi preferido es Millais. Siempre que he hablado de la tristeza, tenía en mente el rostro de Lizzie Siddal. Esta misma Ofelia, la dama blanca muriendo para siempre sobre el agua, la que escuchó las voces de los niños.
Me gusta el cuento;-)
Saludos.

José María JURADO dijo...

Gracias, Olga, a Lizzie Siddal la puedes ver, muerta o transida de verdad, en este cuadro de Dante G. Rosetti, Beata Beatrix.

José María JURADO dijo...

Y gracias por tu "triste" enlace.

Ramón Simón dijo...

Hermoso y un final ummm.. encantador.

Saludos

José María JURADO dijo...

Gracias, Ramón.

 
/* Use this with templates/template-twocol.html */