martes, 23 de noviembre de 2010

Josef Sudek

Para Antonio del Junco, prestidigitador de la luz.


La última Rosa, Josef Sudek

Ha llegado la noche a tu ventana: sobre la superficie turbia del cristal pasan luces errantes como sueños, resplandores mojados de tristeza, flores de vidrio y bruma abiertas en los tranvías. ¿De qué lado del alma está la rosa? Para la hiedra vacilante de la luz y los espejos velados por la escarcha arde en blanco y negro la memoria. Ha llegado la noche a tu ventana, por las ramas retorcidas de la nieve y los arbustos salvajes y erizados, a través de las lámparas difusas y del hermético puente de piedra sin sonido. Pero más allá del objeto y de su sombra, ¿de qué lado del alma está la rosa? El alma, ¿de qué lado de la luz?

Sobre Josef Sudek, este magnífico artículo de A. Muñoz Molina.


Y el catálogo del Círculo de Bellas Artes.

Y el penúltimo trabajo de Antonio (I)
Y el penúltimo trabajo de Antonio (II)

2 comentarios:

Toi dijo...

Cuando las fotos no solo son imágenes, cuando llevan adherido un poema, son más hermosas.

En cualquier otra foto de una rosa se podría decir que es una foto, no una rosa. Pero en este caso sí es una rosa. Prístina. Rosa.

Gracias, querido Jurado.

Ramón Simón dijo...

Hermoso, José María.

Abrazos para ambos artistas.

 
/* Use this with templates/template-twocol.html */