domingo, 2 de octubre de 2011

Cúpulas y Capiteles


¿Leer? Como respirar, siempre.

¿Escribir? Si hay algo que decir, bueno.

¿Publicar?

A veces llega todo junto, no habían pasado ni doce horas del primer Inkling de Siltolá, de la presentación de "Tablero de Sueños" y ya había llegado a mis manos "Cúpulas y Capiteles", mi nuevo entrega en papel, sin embargo entre la escritura de mi primer libro y su publicación pasaron diez o doce años, si no más.

A estas irregularidades las llamamos vida.

En "Cúpulas y Capiteles" he reunido entradas de este blog, pero también algunas entradas de "El lector de almanaques" que tuvieron algún reflejo aquí.

He dividido el libro en cuatro secciones:

I. Artículos y humoradas (DIVAGACIONES).

II. Monólogos dramáticos o históricos (DRAMATIS PERSONAE)

III. Cuentos. (LAS MIL Y UNA NOCHES).

IV. Textos de Cuaresma y Semana Santa (MÚSICA DE CAPILLA).

He puesto al frente del libro un prologuillo que termina así


Traigo ante ti las ruinas de mis columnas toscanas, las que sustentaron cúpulas y capiteles virtuales y efímeros. Entre estas piedras de papel te ofrezco, primero, mi pensamiento ligero y desarmado y, luego, los cuentos que escuché o me contaron cuando peregrinaba por los siete mares digitales de Oriente. Entre ambos se levanta tembloroso un teatrillo de sombras, pero, a pesar de las máscaras terribles las voces que resuenan no son mías, sino tuyas quizá. Si acaso te arrepientes de esta breve travesía, a la salida hallarás una capilla pequeña que amenaza derrumbe donde todas tus faltas te serán perdonadas. Si este humilde juglar puede arrancar de ti semejante clemencia se dará por pagado.

Quede constancia, de nuevo, de mi agradecimiento a la editorial "La Isla de Siltola" por la oportunidad concedida.


5 comentarios:

Elías dijo...

Enhorabuena, José María.
Y no importa que el Tablero... y las Cúpulas... lleguen juntos: la buena literatura no cansa.

Ya estoy deseando leerlo.

Abrazo.

José María JURADO dijo...

Muchas gracias, Elías.

Juan Antonio Glez. Romano dijo...

Enhorabuena, José María. Que no pare la rueda.

Fernando Moral dijo...

Enhorabuena. Cronos es así de caprichoso, pero bueno, mientras sea para bien.

Un abrazo.

Ramón Simón dijo...

De nuevo, enhorabuena, José María,

Dos libros, dos que no son pocos.

Abrazos

 
/* Use this with templates/template-twocol.html */